Hoy te toca conocer un fenómeno de la cultura rusa, de la vida rusa diría yo. Este fenómeno se llama “dacha”, algunos españoles dicen que es como tener una casa en pueblo. Pero en un pueblo español vive la gente constantemente, mientras que este fenómeno ruso tiene otros usos y tener una dacha rusa no es lo mismo que tener casa de pueblo (al estilo español). ¿Interesante? Sigue leyéndome.

Fuente

Podemos decir que los rusos se dividen en tres grupos por cómo ven y cómo usan sus dachas, estos tres usos diferentes son:

1) Un lugar de descanso durante el verano ruso (bastante corto en algunas regiones rusas jeje). Y el pasatiempo favorito entonces va a ser el descanso completo (lejos de internet, del jaleo, del ruido). También se puede dar paseos largos por los bosques cercanos al lado de tu dacha, y no hay que olvidar nunca preparar un plato tan característico para comer al aire libro que es como “barbacoa” pero al estilo ruso, este plato se llama "shashlik". Aquí te pongo unas fotos de dachas de este tipo y menciono una vez más que una dacha no es una casa en pueblo, porque muchas veces no hay pueblo, y una dacha es una casa muy pequeña casi una casucha:

Fuente Fuente

Y unas fotos del plato tan de "dacha" llamado shashlik:

Fuente Fuente

2) Es el lugar donde hay que plantar todo lo que pueda crecer en cada región rusa. Y hay que hacerlo con todo tu esmero y con todo tu amor, porque así sale mucho más rico. Mis padres rusos pertenecen a este grupo jeje. No hay manera para hacerles razonar que un kilo de patatas de alguna “mercadona rusa” al final te sale mucho más barato que 3 meses de esfuerzos casi diarios, un dolor intenso de espalda y un dolor de cabeza provocado por la pregunta de cada año ¿y dónde guardamos ahora toda nuestra cosecha si vivimos en un piso?

Aquí unas fotos de este tipo de dacha (como puedes ver no hay mucha "civilización" alrededor para considerarse como una casa de pueblo), todo es naturaleza:

Fuente Fuente

Te voy a contar ahora una anécdota del humor negro ruso que describe muy bien esta “obsesión”.

Un doctor y un paciente:

– ¿Doctor, por favor, dígame qué tengo?

– Lo siento mucho, pero tengo que comunicarle que tiene usted una grave enfermedad.

– ¿Dios mío, doctor, y qué tengo que hacer?

– Que vaya usted de vacaciones a algún balneario que tenga barros curativos.

– Pero, doctor, sirven para algo estos barros curativos?

- ¡Claro! Para que vaya a acostumbrándose a la tierra.

Y es justo lo que pasó con mis padres que al llegar a una cierta edad se despertó en ellos un amor loco por la tierra. Y no hay manera de sacarlos de allí. Por eso si coges un tren ruso en primavera está claro que vas a encontrar algunos (si no decir muuuchos) jubilados con todo tipo "equipamiento" para ir a su dacha (semillas, brotes, palas, regaderas, plástico para cubrir invernaderos, etc.)

Y ahora te cuento no una anécdota sino un hecho absolutamente real. Después de dos años de relación con mi novio tomamos la decisión definitiva de casarnos y me tocaba invitar a mis padres rusos a mi boda española:

- Mamá, voy a casarme este año, estoy pensando en la fecha de boda.

- Hija, por favor, recuerda que tengo que plantar mi huerto y después recoger la cosecha.

- Mamá, es mi boda.

- Sí, sí, hija, te he entendido.

Pues, me casé en julio para que mis padres estuvieran contentos este día sin pensar en sus patatas (porque no tocaba sembrar y tampoco recoger).

Uno de los "encantos" de "dacha" rusa es poder beber el agua del pozo, pero eso sí, tendrás que acostumbrarte andar con cubos de agua. Cada dueño elige cómo hacerlo, por eso hay muchos modelos y tipos de pozos (de chapuzas hasta casi "know how" jeje):

Fuente

Y otro "encanto" pero ya dudoso es tener que ir al aseo que está fuera de tu casucha:

Fuente

3) Dacha es un lugar donde puedes vivir constantemente (y trabajar si tu trabajo te lo permite) lejos de tu ciudad para poder estar más tranquilo y más creativo. Pero hay poca gente rusa que pertenece a este grupo. Porque en Rusia, por ejemplo, los abuelos quieren vivir cerca de sus hijos y sus nietos y no aislados. Para poder vivir constantemente en tu dacha ya tiene que ser más o menos una casa en pueblo para tener los mínimos necesarios como, por ejemplo, una tienda. Muchas "aldeas de dachas" no tienen tiendas, por eso para pasar allí tiempo hay que comprarlo todo de antemano. 

Fuente Fuente

Por todo eso tenemos: una dacha rusa no es una casa para vivir sino para pasar allí tiempo durante verano, es un fenómeno muy ruso. Por eso la palabra rusa “dacha” se usa tal y cual en algunos idiomas europeos, por no tener una palabra de análogo directo en castellano, por ejemplo.

¿De qué viene la palabra “dacha”? Viene de los verbos rusos que significan “dar” y “regalar”. En el siglo XVIII el emperador ruso Pedro El Grande empezó a regalar a su corte pedazos de tierra alrededor de San Petersburgo (la capital del Imperio Ruso).

Fuente

Este rey ruso quería tenerlos a todos muy de  cerca y también para habilitar de algún modo los territorios alrededor de su ciudad. Cada súbdito estaba obligado a construir una casa (y no un caserón) y cultivar algo en esta tierra.

Como ejemplo te cuanto qué paso con dachas alrededor de Moscú. Las primeras dachas aquí (alrededor de Moscú) empezaron a aparecer a los principios del siglo XIX, y a finales del siglo XIX estaban muy de moda. Y cómo no, con el paso de tiempo estas aldeas con dachas se convirtieron en unos barrios de Moscú, actualmente son partes de la ciudad con metro (ya no son los alrededores). Por eso algunos barrios de Moscú tienen nombres que suenan como nombres de puebluchos rusos, por ejemplo, Sokólniki, Ostánkino, Peróvo.

A finales del siglo XIX las dachas alrededor de Moscú costaban poco, unos 50-80 rublos por tres meses de verano, y alquiler en ciudad costaba 50 rublos al mes. Al comparar estos datos ya entiendes que durante todo el verano te salía más barato vivir fuera.

Después de la caída del Imperio Ruso (en el año 1917) surge un tipo nuevo de dacha llamada “dacha del pueblo, dacha popular” o, como diría yo, dachas para todos los “mortales”. Ahora construyen ya unas aldeas enteras de unas casitas (hasta cien casitas, ¡fíjate!) del mismo tipo para después repartir entre el pueblo ruso, hasta se crea una normativa nueva que dice que cada 4 personas veraneantes necesitan 15,4 metros cuadrados.

Y como se puede adivinar este gobierno soviético también se ocupaba de sus necesidades (no todo iba para “los mortales”). ¿Y quién tenía las dachas más caras y lujosas en La Unión Soviética? Claro esta, la primera persona del estado el mismo Stalin:

Fuente

En total Iósif Stalin tenía 18 dachas estatales para su uso, pero no tenía tiempo para disfrutarlas todas (algunas no las pisó en su vida). ¿Dónde estaban? Tres estaban en la región de Moscú, cuatro en Sochi (la ciudad sureña rusa donde actualmente se celebra La Formula 1), cinco dachas en Abjásia, dos en Georgia, cuatro en Crimea. Algunas dachas son museos que puedes visitar.

Fuente Fuente

En los años 1960-1970 empieza una fase nueva del fenómeno dacha: nuestras dachas ahora dejan de ser lugares para veranear para convertirse en los huertos que ayudaban a la gente “mortal” sobrevivir la crisis alimenticia. Cada familia podía recibir un pedazo de tierra de 600 metros cuadrados. En vez de plantar árboles frutales ahora la gente planta las patatas, la remolacha y los tomates, etc. En los años 80 dacha se convierte prácticamente en una despensa de cada familia, que ayudaba a sobrevivir.

Al principio de mi artículo te he hablado sobre los tres usos. Cada uso tiene su precio. Algunos rusos simplemente comprar un pedazo de tierra para plantar y lo llaman dacha, y es correcto también. 

¿Cuánto cuesta una dacha rusa a día de hoy? Depende de muchos factores si está lejos de tu ciudad, si hay carreteras (que algunos prefieren poder llegar solo andando y no en coche hasta la "puerta" de su pedazo de tierra), si es una casa para guardar solo tus herramientas horticulturales o es un caserón para veranear allí durante unos meses, etc. Unos amigos míos compraron una dacha para veranear (no para plantar patatas) pero para llegar a ella tienen que coger un tren y tardan 2 horas en llegar, desde luego no está cerca. Te doy unos precios muy aproximados de unos anuncios reales. La casa de la primera foto (con su tierra de 900 metros cuadrados) cuesta más o menos 13 200 euros (está en la región de Moscú, 1-2 horas en coche), mientras que la casa (con su tierra de 1200 metros cuadrados) de la segunda foto cuesta 35 500 euros (también está en la región de Moscú):

Fuente Fuente

Hay personas que creen que sus sueños nocturnos significan algo. Y, cómo no, hay “adivinas” que ya descifraron qué te va a pasar en el futuro más cercano si ves tu dacha por las noches. ¿Curioso, no? Pues, si en tu sueño nocturno te ves trabajando en la tierra de tu dacha significa que vas a trabajar a favor de tu familia y te va a salir todo bien. Si (en tu sueño) te encuentras en una dacha ajena, en la vida real vas a conocer a alguien. Si ves una dacha nueva y es tuya significa que muy pronto recibirás una herencia. Si estas construyendo una casa en tu tierra significa que vas a tener perdidas económicas y gastos. Si haces reformas en tu dacha vas a pasar muy bien tu tiempo libre. Si haces reformas en una dacha ajena vas a pasar muy bien tu tiempo libre rodeado de unos amigos. En general, en España decimos “hay gente para todo”. Pues, como en todo el mundo jeje.

Y eso es todo por hoy. ¡Rusízate más! ¡Rusízate conmigo!