Halloween es una fiesta bastante moderna que se celebra habitualmente en los países de habla inglesa, pero... desde el fin del siglo XX gracias al proceso de globalización y de americación empieza a celebrarse en otras partes del mundo.

Según el diccionario de Oxford la palabra “halloween” se encuetra por primera vez en los documentos del siglo XVI como la manera corta de decir la frase “All Hallows Evening”  (=la noche de todos los santos). La cultura america promocionó la fiesta, pero cada país añadió sus detalles y sus maneras diferentes de celebrarla. Por ejemplo, los irlandeses preparan fuegos artificiales y encienden hogueras gigantescas, los nipones hacen desfiles bien organizados por las calles, etc.

Respecto a Rusia, aunque la fiesta tenga mucho éxito en el mundo, para la mayoría de rusos es una fiesta rara y exótica. Yo diría que esta fiesta tiene un carácter muy muy comercial. Las tiendas venden productos relacionados, los restaurantes proponen los menus especiales, las discotecas hacen bailes de máscaras... pero según una encuesta solo una persona de cada veinte hace algo especial este día (compra un traje o hace galletas-fantasmas, etc). 

Hay un hito importante y es que la iglesia Ortodoxa Rusa no aprueba esta fiesta, y aún más, la llama algo así como “el carnaval del mal que no tiene nada que ver con la cultura rusa”. Y a decir verdad, tiene razón, porque el carnaval y la idea de ponerse un traje no es algo que tiene raíces rusas, y cómo no, a los rusos no nos gusta imitar o copiar algo que viene de otras culturas y religiones.

Un hecho curioso es que algunos funcionarios llegaron a prohibir la celebración de halloween en sus instituciones estatales. Pero no hay que prohibir algo que no tiene posibilidades de sobrevivir.

He mencionado antes que una persona de cada veinte celebra Halloween, así que vamos a hablar de estas pocas. ¿Qué hacen? Sí, se disfrazan, pero...en su mayoría eligen trajes históricos o de una temática concreta, pero en ambos casos estos trajes muchas veces están muy muy lejos de la temática mística habitual. Durante esta noche van a cenar o bailar a un lugar con un programa especial para esta noche. Algunos padres se organizan para dar un paseo por los pisos de sus “aliados”, porque sin aviso previo nadie va a comprar caramelos para los niños disfrazados.

¿Qué he preparado yo? Pues, he encotrado en youtube una receta muy original de las galletas “los dedos de brujas”, aquí está el enlace:

http://www.youtube.com/watch?v=AdfTsQQkGZs

http://www.youtube.com/watch?v=QF4JssFmows

Mis fotos del proceso de preparación de estos dedos:

Fuente: mis fotos Fuente: mis fotos Fuente: mis fotos

 

Y siguiendo a esta idea de preparar algo rico y asqueroso a la vez, he preparado “las cacas de perros” (que son de chocolate), aquí están:

Fuente: mis fotos Fuente: mis fotos

¡Qué miedo y qué asco!

 

¿Te gusta? Compártelo!: